La ciudad Inka reconvertida en Colonial. Llego bien entrada la noche, pero con el albergue ya reservado. Nico, que estaba con sus amigas italianas recorriendo también Perú, me habia advertido de que era necesario por era bien dificil encontrar alojamiento. Cuzco muy muy turístico, y le intente sacar partido a este punto la segunda noche pegandome un gran homenaje yendo al sitio más hiperturistic de la ciudad, me comí un solomillo espectácular. Flipe cuando me preguntaron la nacionalidad, me pusieon banderita y cuando se abró un telón y empezó un espectáculo folclorico. Dedique mucho mucho tiempo a ir de agencia en agencia preguntando por las distintas opciones para llegar a MachuPichu, comparando precios, comprando provisiones, billetes…